El envío de mensajes de texto con o imágenes con contenido sexual, conocido como sexting, el cual ha sido objeto de críticas por el peligro que supone para los más jóvenes y la aparición de delitos asociados a la distribución de estos contenidos, está tomando más auge entre los adultos y puede ser utilizado para beneficio de la pareja.

Un estudio elaborado por un equipo de expertos de la Universidad de Drexel en Filadelfia (EE.UU.), arroja que la práctica de enviar mensajes e imágenes eróticas a la pareja, mejora la vida sexual debido a que mejora la satisfacción sexual de ambos.

El estudio que involucró a 870 voluntarios entre los 18 y los 82 años, observó que 8 de 10 personas han practicado sexting en algún momento de su vida. De ellos el 75% lo hizo dentro de una relación estable y el 43% en una relación esporádica. El 82% lo hizo en este último año.

“Esta investigación muestra que el sexting es un comportamiento al que los adultos se apuntan por muchas causas y que está relacionado con la satisfacción sexual y de pareja”, explica Emily Stasko, coautora del estudio.