Es francesa, tiene 24 años de edad, mide 173 centímetros de altura, es estudiante de medicina dental y modelo de Lille. Se trata de Iris Mittenaere, quien fue coronada la noche de ayer como la nueva Miss Universo, durante la 65° edición del concurso de belleza.

Con este título de la más bella del universo, Mittenaere lleva por segunda vez la corona a su país, que había ganado por primera vez su compatriota Christiane Martelen, en  1953. Además, le devuelve la corona al viejo continente, que no había tenido una Miss Universo desde la noruega Mona Grudt, en 1990.

EFE/FRANCIS R. MALASIG
La Señorita Francia destacó por su elegancia durante su presentación en traje de noche.

La gala, que se llevó a cabo en el Mall of Asia Arena de la ciudad de Manila, Filipinas, país de origen de la anterior soberana, Pía Alonzo Wurtzbach, estuvo llena de nervios, glamour y sorpresas. Empezando por el conductor del evento, el presentador estadounidense Steve Harvey, quien en muchas ocasiones bromeó con Pía sobre su error en 2016, cuando anunció como ganadora del certamen a la Señorita Colombia, en vez de a ella.

EFE/EPA/ROLEX DELA PENA
El conductor de la gala, Steve Harvey, y la Miss Universo saliente, Pia Alonzo Wurtzbach, bromearon en varias ocasiones sobre el error del presentador durante el pasado certamen.

El camino para elegir a la más bella

El momento de nervios se materializó cuando se empezaba a anunciar a las trece semifinalistas, elegidas entre 86 aspirantes de todo el mundo. La Señorita Panamá, Kaity Drennan, fue una de las misses incluidas en este selecto grupo, Panamá logró clasificar entre las 13 finalistas, algo que no se lograba desde el 2011, y puso a cruzar los dedos a todo Panamá.

Te puede Interesar:  Los príncipes Guillermo y Enrique recuerdan la última llamada de su madre
EFE
keity Drenna, Señorita Panamá, llegó a las 13 semifinalistas.

Después aparecieron las candidatas en trajes de baño y vestidos de noche. Así, poco a poco se fueron reduciendo las elegidas: de 12, pasaron a nueve, grupo en el que la panameña ya no pudo entrar. Luego, se eligieron seis, hasta quedar las últimas tres finalistas.

EFE/EPA/FRANCIS R. MALASIG
Presentación en traje de baño.

El trío de las finalistas, conformado por Haití, Colombia y Francia, debió contestar la pregunta del jurado “¿Cuál ha sido el error más grande que has cometido y cómo lograste superarlo?”. Luego de la respuesta de las tres candidatas, hubo momentos de tensión, y finalmente los seis miembros del jurado dieron su veredicto: La colombiana, Andrea Tovar, obtenía el tercer lugar; la representante de Haití, Raquel Pélissier, era la primera finalista; y la representante de Francia,  Iris Mittenaere, se convertía en la nueva Miss Universo.

Xinhua/Rouelle Umali
Las tres finalistas esperando el veredicto del jurado.

“No me lo creo, ha sido una gran sorpresa”, expresó Iris Mittenaere en la rueda de prensa luego del certamen, enfatizando que durante el año de su reinado trabajará por la “educación para todos los niños y en especial para las mujeres jóvenes”.