La educación es uno de los pilares fundamentales en la vida del ser humano, pues de ella depende la formación como individuo de una persona y su inclusión dentro de la sociedad. Aunque muchos se basan en lo académico como una forma de educar a la juventud de hoy  para otros con la música también se logra transformar la sociedad ya que además de fomentar educación también se crea cultura en un país.

Más de 120 jóvenes estudiantes y profesores de distintas áreas del país, tuvieron la oportunidad de reforzar sus conocimientos musicales, el derecho a la democratización de la cultura y, a la vez, pudieron palpar la música como agente de transformación en sus vidas a través del programa Red Nacional de Orquestas y Coros Infantiles y Juveniles del Instituto Nacional de Cultura (Inac) en conjunto con el programa Música para crecer del Banco Banco de Desarrollo de América Latina (Caf).

Con esto jóvenes y profesores panameños recibieron clases por maestros de música venezolanos de la Fundación Musical Simón Bolívar (Fundamusical). El objetivo es afianzar sus conocimientos en la ejecución de música como parte de una orquesta sinfónica. Los participantes del programa actualmente son miembros de distintas orquestas del país. Además, parte de los objetivos del programa contempló la formación de docentes panameños quienes serán agentes multiplicadores del conocimiento en esta área artística, señaló Dino Nugent, director de la Red Nacional de Orquestas y Coros Infantiles y Juveniles del Inac.

Te puede Interesar:  Los niños serán protagonistas en La Feria del Libro
Cortesía / Inac
Actualmente hay unos 400 jóvenes dentro del programa se espera ingresen más ya que es gratis.

El músico explicó que ‘la música es un aliado en el florecimiento de características útiles para el desarrollo personal de todo individuo. Factores como la perseverancia, trabajo en equipo, refuerzo del auto estima e inclusión social, son solo algunos de los beneficios que programas como “Música para Crecer” traen a la juventud del país, utilizando la práctica colectiva de la música como una herramienta de transformación social, un avance que estamos realizando gracias al trabajo en conjunto de Caf y el Inac’.

Nugent afirma que actualmente hay en el programa unos 400 jóvenes y espera que a medida que la Red de Orquestas siga creciendo así mismo ingresen más jóvenes ya que es una oportunidad para que los jóvenes crezcan r cultural y socialmente. Se trata de un proyecto que incluye a todos y todas y es gratis.

Cortesía / Inac
Se les enseña de todo en el ámbito musical.